Encina (Quercus ilex)

Conocemos bajo la denominación científica de Quercus ilex a la encina, un árbol que forma parte de la familia de las fagáceas.

Además este árbol también es conocido por otros nombres que también se han extendido de manera coloquial, como por ejemplo carrasca o chaparro.

encina4La encina es un árbol de hoja perenne nativo de la zona mediterránea, con un tamaño mediano que puede llegar a alcanzar alturas de entre 16 y 25 metros, y que también puede aparecer en forma de arbusto, según la influencia de la lluvia o de la clase de terreno en la que se encuentre.

Su estado predilecto es el salvaje, donde produce una copa de talle ovalado que poco a poco va haciéndose más ancha hasta quedar en una forma redondeada y plana. En su edad joven, la encina tiende a formar diferentes matas arbustivas que pueden llegar a confundirse con la coscoja (Quercus coccifera), y que muy a menudo suele quedarse en ese estado arbustivo por las condiciones de la tierra o el clima en el que se esté desarrollando.

Como hemos mencionado anteriormente, la encina es un árbol que posee hoja perenne, las cuales pueden llegar a permanecer en el mismo árbol en intervalos de dos a cuatro años, aunque la media se sitúa en los 2.7 años. Estas hojas son coriáceas y con una tonalidad verde oscura por el haz, siendo más claras por su revés. En su contorno podremos encontrar una gran cantidad de espinas a lo largo de su edad joven, las cuales irán desapareciendo con la llegada a la madurez del árbol, hasta que finalmente tan solo podremos encontrar estas características espinas en algunas de las zonas más bajas.

Este tipo de árbol suele ser cultivado sobretodo por sus frutos, las famosas bellotas, las cuales son unos glandes de tonalidades verdes claro en su fase primaria y que con la llegada a la madurez se tornarán marrones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *